Metodología de entrenamiento

Antes de comenzar a explicar el tipo de metodología que resulta más adecuada para aumentar el rendimiento en CrossFit, es importante señalar una serie de características que lo diferencian de otros tipos de entrenamiento.

 - Los gimnasios de CrossFit se caracterizan por ser lugares altos y diáfanos, donde se puedan realizar todo tipo de ejercicios, se permite a los CrossFitters entrenar sin camiseta y un factor que los diferencia de los gimnasios convencionales es la falta de espejos. El lugar donde se realiza el entrenamiento se denomina "Box".

- El CrossFit no utiliza máquinas para el aislamiento muscular, ya que considera al cuerpo una unidad y debe ser ejercitado como tal.

- No se trabaja un músculo en concreto, sino que su objetivo principal es el de trabajar todos los movimientos dando prioridad a la función y no a la forma.

- Las sesiones de entrenamiento son de alta intensidad y corta duración, con cortos períodos de recuperación entre series.

- La programación es creativa y variada con el fín de motivar el entrenamiento, además, en cada entrenamiento se incluye un elemento motivador de superación personal.


BOX

HIIT (High-Intensity Interval Train) 

Atendiendo a la naturaleza del esfuerzo del CrossFit y al tipo de ejercicio y ejecución que en él se realiza, se puede afirmar que el método de entrenamiento más adecuado para desarrollar un mayor rendimiento en esta disciplina es el HIIT.

El HIIT, High-Intensity Interval Train, o "Entrenamiento Interválico de Alta Intensidad", es un sistema de entrenamiento que esta teniendo gran auge en la actualidad. 

Como su propio nombre indica, implica trabajar a intensidades altas, 80-90%, durante cortos períodos de tiempo, combinando todo ello con fases de recuperación activas, lo que quiere decir que se trabaja a un ritmo mucho menor, 50-60%, hasta bajar las pulsaciones y comenzar de nuevo una fase de alta intensidad.

Lo que hace tan eficaz este sistema, es que puede ser aplicado a cualquier disciplina o actividad cardiovascular lo que le dota de un gran funcionalidad.

El HIIT produce una elevada oxidación de grasas, lo cual tiene lugar debido a la mejora a la hora de sintetizar las moléculas de glucosa del organismo y porque al entrenar a una intensidad tan elevada, el organismo necesita un tiempo de recuperación. Uno de los mayores beneficios de este tipo de entrenamiento en este aspecto, es que consigue aumentar el consumo de oxígeno en el período posterior al entreno.

Trás la realización de un entrenamiento cardiovascular, se produce un aumento del consumo de oxígeno, lo cual es denominado EPOC, "Exceso de Oxígeno Consumido trás el Entrenamiento. El HIIT, consigue alargar el período de actuación de este fenómeno en comparación a otros tipos de entrenamiento.

Pese a todos los beneficios que el HIIT puede aportar al entrenamiento del CrossFit, hay que poner especial atención y tomar conciencia de que se debe trabajar a la máxima intensidad, ya que realizar la fase de alta intensidad al 70% no tendrá la misma eficacia que hacerlo al máximo. 

Se trata de un tipo de entrenamiento muy duro que requiere esfuerzo y disciplina para llegar a alcanzar unos buenos resultados.


1 comentario:

  1. Como actividad destinada a profundizar un poco más en este apartado, cada alumno deberá buscar otra metodología de entrenamiento que, en su opinión y con una justificación basada en fuentes informativas, pueda ser eficaz y adecuada para aumentar el rendimiento en el CrossFit.

    ResponderEliminar